keyboard_arrow_left
close
keyboard_arrow_right
Culture
La magia de Lamby, el primer short film de Pamela Sustaita
17.04.2020
Por Andrea Villegas

Ahora más que nunca la creatividad y el arte pueden convertirse en nuestros principales aliados y nuestra dosis diaria para relajarnos y tomar un respiro para seguir adelante. Por eso, hoy te recomendamos un short film de animación que fue seleccionado por el festival de cine de animación ANIMAC y el Festival Internacional de Animación de Taichung TIAF en Georgia, Tbilisi de la artista mexicana Pamela Sustaita. Te contamos un poquito más.

Lamby es un corto animado a cargo de Pamela Sustaita, artista originaria de la Ciudad de México, cuya formación profesional siempre estuvo ligada de una u otra manera al dibujo y la creatividad, primero bajo una Licenciatura en Artes Plásticas y Visuales en la escuela La Esmeralda, y después mediante otra enfocada en moda en IES Moda Casa de Francia.

Su constante necesidad de expresar su mundo circundante, sus emociones y su simple manera de ver el mundo a través del dibujo la llevó a experimentar con técnicas diversas, tanto en la ilustración como en la animación y la pintura. Su trabajo ha traspasado fronteras siendo exhibido en ciudades como Tokio, Los Ángeles y Madrid, además de trabajar en colaboración con Vans, Nylon Japón, Harper’s Bazaar y también con nosotros (¡yuju!).

Uno de los principales matices que Pam busca expresar en su trabajo es explorar la identidad, el género y la violencia creando un puente entre lo real y lo imaginario; lo onírico y lo pesadillesco. Este dualismo se refleja en una historia donde Lamby, un cordero de aspecto kawaii con orejas rojas que vive en lo que parece ser un mundo totalmente feliz, se encuentra unas misteriosas fresas creciendo cerca de su casa. Ese será el principio de una aventura que vale ver de principio a fin para entender todo lo que sucede en la cabeza de esta joven artista. 

Además este corto cuenta con la participación de la banda de pop rock japonesa llamada The Suzan, conformada en el año 2004 por las hermanas Saori y Rie, con quienes Pam ya había trabajado anteriormente en la elaboración del arte de algunos de sus discos, y cuyo sonido incorpora elementos de pop, punk, dance, jazz y soul. Este estilo narra a la perfección esta obra.

Si bien algunas de las influencias de Pamela como el trabajo de Henry Darger, Mike Kelley o Richard Pettibone fueron fundamentales en el desarrollo de su producto creativo, lo cierto es que ha logrado un estilo propio y discurso artístico de alto valor.

Ve Lamby aquí abajo para conocer un poco más del mundo de Pamela Sustaita y este tierno cordero.