keyboard_arrow_left
close
keyboard_arrow_right
Fashion
Sobre cambios radicales: Raf Simons para Calvin Klein
12.02.2017
Por Diana Luna

Nuevo año, nuevos proyectos, nueva imagen. La mirada también se toma un respiro; influencia de nuevas formas y alternativas en el ámbito creativo. Para 2017 ya se han anunciado varios cambios en la industria de la Moda internacional. Tal es el caso del logotipo de Calvin Klein y toda la curaduría de Raf Simons en la marca americana.

El diseño tiene un papel fundamental en el desarrollo de la sociedad, nuevas propuestas surgen a un ritmo acelerado y mantenernos actualizados es una preocupación constante. Para Raf Simons, director creativo de Calvin Klein desde agosto del año pasado, esto significa tomar riesgos. La icónica marca que alcanzó gran popularidad en la década de los 90 ha actualizado su logotipo en colaboración con el director de arte y diseñador gráfico Peter Saville.

Para este rediseño, Saville ha empleado tipografía Sans Serif Bold; todo en mayúsculas. Este logotipo –más que ser nostálgico– expresa minimalismo y elegancia, una postura moderna. Demuestra todo un concepto de marca que se ansía ver reinterpretado por Raf Simons en esta nueva etapa de Calvin Klein: limpieza, estructura y sensualidad.


Contar con una amplia visión de las potencialidades que a través del diseño se pueden desarrollar para la comunicación de marcas se vuelve holística, ya no basta que se transmita a través de un solo medio sino que se consideren todas las opciones desde la concepción de la colección. Es así como Raf Simons estará a cargo del diseño, mercadotecnia y comunicación global bajo un mismo concepto creativo para Calvin Klein Collection, Calvin Klein Platinum, Calvin Klein, Calvin Klein Underwear y Calvin Klein Jeans, contando con la colaboración de Clémande Burgevin Blachman para Calvin Klein Home.

Hoy en día, además de la funcionalidad del diseño (sea gráfico, industrial, de Moda, etc.), buscamos un valor añadido; características que hagan de éstos propios y refrescantes. Identificarnos con lo que transmiten las marcas es lo que hace que apoyemos o no su iniciativa y, ¿a quién no le gustan los cambios? En un contexto global donde la situación política y social ha repercutido en el trabajo de creativos, la Moda funge como un medio de extensión de ideales con los que vivimos.

Raf Simons transgredió las promesas para a mayoría en su colección debut con Calvin Klein presentada hace unos días, donde expuso una narrativa de la perspectiva cultural estadounidense y cómo  los cambios son necesarios para adaptarse a una nueva generación de jóvenes que creen y ejercen sobre el diseño como no sólo un decodificador de necesidades funcionales y estéticas sino también una figura capaz de plasmar en su obra una personalidad única, un sentimiento acorde con las nuevas exigencias e ideologías de nuestro aquí y ahora.

La colección RTW se presentó en NYFW dentro de una obra creada por el artista y amigo de Simons, Sterling Ruby. Esta entrega fue complementada con el trabajo del Director Creativo de la marca, Pieter Mulier. A través de la moda femenina y masculina, la colección Fall 2017 es en sí misma rinde un homenaje a América.

“Representa el entorno” mencionó Simons. “Toda esta gente distinta con diferentes estilos y códigos de vestimenta. Es el futuro, el pasado, Art Deco, la ciudad, el Oeste Americano… todas estas cosas y nada de estas cosas. No es sólo una era, una cosa, un look. Es la llegada de diferentes personalidades y diferentes individuos, justo como la misma América. Es la belleza única y emoción de América.“

Fotografías de pasarela cortesía de CALVIN KLEIN

© 2017 Giovanni Giannoni