keyboard_arrow_left
close
keyboard_arrow_right
Closer
El Glitter-Punk de Hickeys
15.01.2018
Por Priscilla Estrada

No sé si es un poco la nostalgia que traigo de recordar que hace un año estaría a punto de irme a vivir a España por unos cuantos meses que quise buscar algunos de los nuevos sonidos por allá. Y por supuesto, me encantaría comenzar hablando este año sobre esta nueva girl band de chicas españolas que deberás tener en la mira este año.

El nombre de la banda es “Hickeys band” y está conformado por cuatro chicas con mucho estilo y talento de diferentes partes de España; Maite (baterista), Ana (bajista y solista), Marta (guitarra rítmica) y Martina (bajista).

Es increíble como compartir un sueño entre cuatro desconocidas puede llegar hacer realidad este mismo, y así fue para ellas, ya que no eran amigas desde antes de comenzar la banda, si no eventualmente fueron esa “amiga de otra amiga” que tenía las mismas ganas de rockear sobre el escenario con mucha purpurina en los párpados a pesar de sus diferentes personalidades.

Hickeys ya nos presumió el primer video de su primer EP de la canción “Lights” desde principios de mes y justamente quisimos hablar con ellas para que nos platicaran todo acerca de este nuevo primer EP titulado “Diamond Munch” que saldrá en todas las plataformas este 19 de enero.

Estas chicas son un must para tus oídos que que debes escuchar este 2018, para que cuando vengan a visitarnos a la ciudad de México ya seas la más fan y puedas bailar al ritmo de su “glitter-punk” junta a nosotras.

 

  • Háblennos un poco sobre ustedes. ¿Cómo se llaman? ¿Cuántos años tienen?  ¿Qué estudian? ¿Todas son de Madrid? 

Somos Maite,  Martina,  Ana, y Marta, y tenemos entre 22 y 25 años. Martina es la única componente de Madrid, las demás venimos de diferentes partes del norte de España y nos conocimos en la Universidad estudiando Periodismo, Derecho, Empresariales y Comunicación Audiovisual.

  •  ¿Ya eran amigas antes de formar la banda?

Parte de nosotras sí. Maite fue el nexo de unión en gran medida: ella era ya amiga de Martina y Marta e hizo que coincidieran en alguna ocasión y Ana y Marta se conocían por otra amiga en común. El proyecto y las ganas de formar algo así fue lo que nos unió realmente y nos dio la oportunidad de conocernos como personas y no sólo de forma indirecta. La sorpresa ha sido que Hickeys además de un proyecto muy bonito también ha traído personas maravillosas a nuestras vidas.

  • ¿Cómo se describirían entre ustedes?

Ana podría ser una Drama Queen de manual, es la más estilosa y además tiene un oído súper sensible para darse cuenta cuándo Marta y Martina han pasado olímpicamente de afinar. Martina es puro nervio, a veces una virtud y a veces una pesadilla, pero esto la hace una persona muy resolutiva y eficaz. A la salida de un concierto la llamaron La Eléctrica, lo cual la define bastante bien. Entre nosotras nos reímos de Marta diciendo que es La Oscura por algunos grupos que le gustan y al resto nos horrorizan y posiblemente también sea la más conciliadora y pacificadora de la banda; Maite es sin duda la más dulce y está muy comprometida con la música y el medioambiente. Ello, combinado con su fuerte personalidad racional, tanto fuera como dentro del grupo, la hace una persona con los pies en la tierra – no abonada con fertilizantes químicos.

  •  ¿Cómo surgió Hickeys Band?

Hickeys nació con la mera intención de hacer música y tocar para aprender y disfrutar. A los diez días de habernos reunido todas por primera vez hicimos “Hickey Hickey Bang Bang”. Aunque esta canción empezó como una broma, cambió el rumbo del grupo porque con ella ganamos un concurso que nos abrió algunas puertas. Sin embargo, hasta después de verano, no acabaron de perfilarse los roles dentro del grupo. Es decir, hasta entonces no supimos quién iba a tocar la batería porque Marta y Maite se intercambiaban en mitad de los conciertos…

  • ¿Por qué “Hickeys”?

Es una historia personal de la bajista -aunque se puede intuir por dónde van los tiros- y también nos gusta la sonoridad de la palabra. Es imposible de acortar y fácil de recordar.

 

  • Su música en 3 palabras: Limón con mermelada. Aunque en realidad para definirla siempre utilizamos el término “Glitter-Punk”.

 

  •  ¿Qué otras bandas les tendrían que gustar a su público para que se vuelvan también fans de Hickeys? 

Tenemos influencias muy diferentes y la unión de esos distintos gustos y sugerencias ha sido lo que ha conseguido el sonido final del EP, que ni nosotras mismas sabríamos muy bien definir. Empezamos diciendo que éramos post-protopunk a modo de broma, al ser  de por sí el protopunk un género no muy uniforme. El surrealismo nos gusta y creímos que utilizar post y proto arropando al mismo término (punk), nos daría un estilo personal y un tanto absurdo. También nos gusta el gazpacho, los atardeceres lilas y grupos como Bauhaus, Brian Jonestown Massacre, Ty Segall, Joy Again o The Velvet Underground.

 

  • Un must en su make-up o outfit para cualquier show es:

Sin duda la purpurina. Las cantidades varían en función de si se nos rompe el bote en el baño o no, y de la cantidad de cervezas/cafés tomados previamente, pero purpurina siempre. Con la ropa no hay “reglas”, aunque siempre está la pregunta el día de antes de “Oye, ¿pero qué os vais a poner mañana?”.


 

  • ¿Cuánto tiempo trabajaron para lanzar este primer EP?

Se puede decir que alrededor de un año. La primera canción se empezó a gestar antes incluso de que llegase Martina al grupo -ella por aquel entonces vivía en Australia-. No teníamos especial prisa y las cosas fueron surgiendo de manera natural. De hecho, “prisa” ha sido un término que parecíamos desconocer antes de las crisis de ansiedad de Martina con respecto al ritmo sabanero que llevamos.

  • Su canción favorita dentro del EP “Diamond Munch”:

¡Por Tutatis! ¡La gran pregunta! Una de las grandes ventajas de Diamond Munch es que aunque todo el disco guarda cierta armonía en cuanto a estilo, las canciones por separado son muy diferentes entre sí. Al final nuestra canción favorita depende del día, del momento y del lugar.

 

  • El mejor show que han dado hasta la fecha:

Creemos que el mejor fue el que hicimos el pasado 9 de noviembre en la sala Siroco de Madrid, en la fiesta de otoño de las Mad Girls a las que agradecemos muchísimo el ayudarnos y visibilizarnos en Madrid. Teníamos muchísimas ganas y el público estaba muy vivo. Sobre el mejor no hay dudas. Sobre el peor aún no nos hemos puesto de acuerdo, pero hay unos cuantos en la lista de candidatos.

  • ¿Cómo sería la merch ideal de Hickeys? 

Una cajita de cerillas, un bote de purpurina o patentar un Self-Hickeator para hacer hickeys y maquillarlos con purpurina mientras suenan nuestras canciones.

  • ¿En qué festival les encantaría presentarse?

Realmente cualquiera sería una buena noticia, aunque nuestro favorito es Paredes de Coura. Además, así tendríamos excusa para ir a Portugal, un país que nos encanta.

  •  ¿Qué viene para Hickeys este año, aparte del lanzamiento de “Diamond Munch”? 

Tenemos ya aseguradas pequeñas giras por el norte de España. Con suerte algunos festivales en verano y, para terminar el año, sería genial hacer una gira por el sur. Estaremos también en distintos medios de comunicación promocionando el EP. Pase lo que pase, en este año creemos que vamos a seguir conociendo a gente increible, músicos fantásticos y seguiremos haciendo lo que nos apasiona: música.

Escucha aquí su nuevo EP “Diamond Munch”.

 

Fotografías cortesía de Hickeys