keyboard_arrow_left
close
keyboard_arrow_right
Highlights
Más a fondo con Bratty y su bedroom pop
26.07.2019
Por Priscilla Estrada

Es curioso como hoy en día, Instagram sea una de las mejores referencias para lograr encontrar nuevas propuestas en cualquier ámbito: arte, diseño, moda, y por supuesto, música. Creo que nunca me voy a cansar de seguir descubriendo y apostando por bandas o artistas femeninas que se sobresalen al simple momento de stalkear su arroba y escuchar la primera canción en alguna plataforma de streaming.

Jenny Jáurez a.k.a. Bratty, fue esa chica que encontré gracias a un simple tag en stories de una muy buena amiga que seguramente conocen (Girl Ultra), que la verdad me causo mucha curiosidad, ya que se me hizo una chica muy genuina y talentosa para su corta edad. Y al escuchar su primer EP, lanzado el año pasado, titulado “Todo Está cambiando” me dí cuenta poco a poco que las letras melancólicas, las cuerdas ochenteras y el mood “happy but sad” nostálgico a la vez, me habían capturado. En especial, la siguiente canción:

 

Bratty es cantautora y guitarrista de este proyecto que nació en 2017 en Culiacán,  Sinaloa. Y en medio de su primer tour por México, junto a  sus compañeras de banda y touring, la bajista Esmeralda Jiménez y la baterista Astrid Navalogramos que esta chica, que bien podríamos comparar como la Clairo mexicana, nos platicó de ella y de su proyecto en la forma más millennial que hoy en día pudiera existir. Tuvimos una entrevista vía WhatsApp, ¿ Cool, no?

Conoce más sobre el surf Culichi y garage (que en muchas ocasiones es difícil encontrar dentro de bandas mexicanas femeninas)  de esta chica tan cool para que no la pierdas de vista en su próximo tour.

  Cuéntanos un poco más de ti. ¿De dónde eres? ¿Cuantos años tienes? ¿Que signo eres?

Soy de Culiacán Sinaloa, tengo 18 años, supuestamente soy Leo pero me considero Virgo jaja.

¿Cómo fue que decidiste empezar a escribir y cantar?

Desde los 15 siempre tuve rachas donde la pasaba muy mal y mi refugio más bonito siempre fue la música. Al principio era música sin letra y poco a poco aprendí a escribir y fue algo difícil porque al final de cuentas es algo que vas a compartir con todos, me ayudó a abrirme con los demás, lo mismo al cantar, siempre fue mi talento oculto que me daba pena compartir jaja.

Si tu música fuera una bebida, ¿cual sería?

 Creo que una Pepsi, o la amas o la odias.

¿Cómo definirías tu estilo personal?

Creo que de cierta manera básico y holgazán, me gusta usar ropa grnde y siempre estar cómoda, para mí eso es algo ya cool.

Acabas de lanzar “Delusión”, platícanos ¿por qué escogiste este título?

Es curioso porque “Delusión” fue la última canción que escribí del álbum. Para mi el título de los álbumes y canciones siempre es lo más difícil, tiene que ser algo siempre que pueda resumirlo todo, y “Delusión” es una palabra que significa estar enganchado a una idea falsa fija. De cierta manera es lo que tienen en común todas las canciones, todas hablan de tener muchas expectativas sobre los demás y que te las rompan ¿sabes? incluso yo conmigo misma, que es de lo que habla la canción Delusión, y de aceptarlo.

Escuchando “Delusión”, nos podemos dar cuenta de que es un álbum que habla sobre enamorarse, pero sobre todo, un corazón roto. ¿Que te inspiro para hacer este álbum? ¿Alguna historia con algún chico detrás de este?

No podría decir que una sola persona me inspiró a escribirlo, y no, no fue un chico jaja, fueron varias personas de amigos, ex amores, amor del presente y diversas experiencias que me han tocado vivir. Lo dejaré a tu criterio y el de la gente 🙂

¿Cuál es tu canción favorita de este álbum? ¿Por qué?

 “Honey, no estás”, es una canción que habla sobre la decepción pero también sobre aprender dejar ir y el self-love. Dejar ir también se trata de quererte. Es una de mis composiciones favoritas.

¿Qué diferencia hay en la Bratty de “Todo está cambiando” a la de “Delusión”? ¿Cuál ha sido esta evolución personal reflejada en estos dos albums tuyos?

Madurez. Todo Está Cambiando es un álbum que habla mucho sobre el dolor de la transición, y Delusión es un álbum que habla sobre finalmente dejar ir y las cosas que aprendes con ello, que es básicamente las cosas que describen cómo estuve el año pasado y lo que he aprendido en éste.

¿En donde es tu sueño máximo donde te encantaría tocar?

Siempre he querido estar en Viva Pomona y Coachella 🙂

Muchas veces a los artistas les molesta que les hagan comparaciones, pero en este caso ¿alguna vez te han dicho que traes una vibra similar a la de Clairo pero versión mexicana?

Me lo han dicho mucho. Es curioso porque yo sigo a Clairo antes de que se hiciera viral jaja. Recuerdo estar grabando mi álbum a mediados de 2017 y mi más grande influencia era la canción “Sis”, era justo como quería yo sonar. Después Clairo explotó con “Pretty Girl” y el resto es historia, supongo que entiendo la comparación, me gusta la cura de eso jaja.

Tres artistas que admires mucho últimamente:  Snail Mail, Twenty One Pilots y Billie Eilish.

La canción que no dejes de escuchar últimamente:  “La Bajona” de Las Cariño.

¿Qué más viene para Bratty este año? ¿Próximo show?

 Próximo show es en Hermosillo, ya la última fecha del Paseo del Ángel Tour. Con suerte espero estar llendo a festivales y seguir tocando en más ciudades y conocer! 🙂