keyboard_arrow_left
close
keyboard_arrow_right
Black Rebel Motorcycle Club: una banda sin reglas
07.12.2017
Por Irving Alfaro

Afortunadamente para tod@s l@s fans, la espera terminó y después de 6 años, será el momento de sacar las botas, las chamarras de cuero y los jeans desgastados para ver a BRMC en México, el próximo sábado 9 de Diciembre y cerrar el año rockeando como los grandes.

Todo el mundo sueña con formar una banda e inmortalizar un poco de sí mismo, de su vida y de la forma en la que ve el mundo en una canción, y puede sonar fácil, pero no lo es. Sin embargo, hay bandas que logran capturar la esencia de un momento determinado de su vida, son capaces de plasmar su sentir en una canción de 4-6 minutos y convertirla en un himno generacional. Y es justo ahí, donde grupos como Joy Division, My Bloody Valentine, Pixies, Sonic Youth, The Verve y muchas bandas más, consideradas ‘de Culto’, han logrado destacar gracias al inigualable talento de sus composiciones y consiguieron la eternidad al influenciar a miles de artistas y nuevas generaciones, sin llenar estadios, sin grandes giras mundiales, sin producciones multimillonarias y sin vender millones de discos.

Black Rebel Motorcycle Club es una de esas bandas: poco reconocidas a pesar del gran talento que tienen para reinventarse disco tras disco y que ahora, tras casi 20 años de carrera musical, se embarcan en una nueva gira para promocionar su último disco: Wrong Creatures, que saldrá a la venta el próximo 12 de Enero.

Lejos quedaron ya los gritos y la furia de sus primeros discos (B.R.M.C. y Take Them On, on Your Own) que recordaban una escena post-punk –shoegazer, incomprendida y olvidada de finales de los 80’s y principios de los 90’s; pero dieron paso a una nueva faceta con guitarras acústicas, pianos y harmónicas, llena de pequeños guiños a Bob Dylan, Lou Reed, T-Rex, Moby Grape, Johnny Cash, The Pogues y Jimmy Hendrix (Howl, y Baby 81); para después retomar la experimentación sonora al más puro estilo de Spiritualized, Ride y Slowdive en trabajos posteriores (Beat the Devil’s Tattoo y Specter at The Feast).

Es así como este poderoso trío de San Francisco se mantiene activo: sacando discos, EP’s, versiones en vivo y regalando alguna que otra rareza dese su sitio web, sin llamar mucho la atención, sin escándalos, y han ganado a base de trabajo duro y muchas giras, un lugar privilegiado en la escena del rock internacional, al compartir escenario con Pearl Jam, Oasis, Queens of The Stone Age, The Call y contar con la admiración de personajes como Dave Grohl, Mike McCready y Noel Gallagher.

Si tuvieramos que definir a BRMC sería así: Toda la furia de Nirvana, la actitud de Oasis y el sonido de The Jesus and Mary Chain; como una combinación perfecta entre Grunge, Britpop y Shoegaze en una misma banda.

Ha llegado el momento de hacer sangrar tus oídos con la potencia musical de una banda tan eficaz como contundente en cada una de sus presentaciones en vivo. ¡Larga vida al Garage Rock!

“…Cause we don’t know when to stop,
we don’t know when to stop.
I try and I try but I can’t get enough…”

Como ya es costumbre, te compartimos una playlist con lo mejor de su carrera discográfica:

@littleremy