keyboard_arrow_left
close
keyboard_arrow_right
Highlights
Chemtrails Over The Country Club: la madurez de Lana del Rey
24.03.2021
Por Irving Alfaro

En 2019 Lana Del Rey le regaló al mundo un nuevo nivel de arte musical con ‘Norman Fucking Rockwell!’, al dejar de lado esa personalidad desafectada de diva Hollywoodense que permeó a lo largo de sus primeras grabaciones, para orientarse a algo más sobrio, sutil y maduro, mucho más al estilo folk de Beth Orton.

Not all who wander are lost

Con su séptimo álbum ‘Chemtrails Over the Country Club’, Del Rey se sacude por completo del género pop que la encumbró para seguir su evolución musical con composiciones muchos más matizadas, alejadas de los largos silencios de su predecesor y apostando por un conjunto de canciones mucho más atmosféricas. Siguiendo esa línea, los arreglos de Chemtrails están atenuados, manteniendo los elementos rítmicos al mínimo, aunque deja espacio para guitarras llenas de color al estilo de los 70’s, con algunos toques delicados inspirados en el jazz,  muy a la Melody Gardot

It made me feel like a God

“White Dress” comienza con un piano y una línea vocal prolongada, lentamente agrega capas de sonido casi imperceptibles a medida que avanza. La canción parece ser un simple reflejo nostálgico, pero la introducción de cada instrumento agrega tensión e inquietud, cambiando las emocionales. En los primeros momentos del álbum, Del Rey ofrece comentarios surrealistas y devastadoramente tristes sobre la brutal maquinaria de la industria de musical y el lado siniestro de su propio viaje con la fama, todo hábilmente disfrazado con letras sobre el recuerdo de los días más simples que pasó escuchando a The White Stripes y Kings of Leon; y en ese mismo sentido “Wild at Heart” plantea qué pasaría si escapara de su carrera musical por una existencia más frívola.

What would you do if I wouldn’t sing for them no more?
Like if you heard I was out in the bars drinkin’ Jack and Coke
Going crazy for anyone who would listen to my stories, babe
Time after time, I think about leaving
But you know that I never do just ‘cause you keep me believin’

La canción principal “Let me love you like a woman” es igualmente triste y tenue, con letras deliberadamente trilladas sobre el lento paso de un verano romántico impulsado por una sección instrumental oscura y suave.

Mientras que su trabajo anterior mantuvo un enfoque moderado, hubo algunos momentos de pop accesible en su cover a “Doin ‘Time” de Sublime y la grandeza del rock en “The Greatest”, apenas hay un indicio de eso aquí, con un bajo en auge y una batería hipnótica en “Dark But Just a Game”, siendo lo más cercano a la producción pop en Chemtrails. La tendencia marcada hacia el folk continúa con las guitarras acústicas, los bongos de “Yosemite” y en el rasgueo solitario y a la deriva de “Not All Who Wander Are Lost”. Del Rey expande las profundidades de su personalidad, rompiendo ocasionalmente la cuarta pared con letras abiertamente personales.

I play for fortunes, but he’s playing real good for free

Las primeras líneas de “Dance Til We Die” se refieren a Joni Mitchell, Stevie Nicks y Courtney Love como un homenaje sus cantautoras clásicas favoritas, para terminar con una versión impecable del clásico ‘Ladies of the Canyon’ de Joni Mitchell “For Free”, acompañada en vocales por Weyes Blood y Zella Day. La pista es un cierre perfecto para un álbum que avanza aún más en la evolución de Del Rey hacia una personalidad pop mucho más compleja y profunda.

Su nuevo trabajo está en una página completamente diferente a los remixes de los clubes, las fiestas universitarias y las largas noches de juerga que representaban sus discos anteriores. Con Chemtrails Over the Country Club, Del Rey muestra que sus momentos más suaves pueden ser también los más poderosos.

But there’s more…

Por si esto fuero poco, a solo dos días de su lanzamiento, Lana ha anunciado que el 1º de Junio vendrá otro disco nuevo tentativamente llamado ‘Rock Candy Sweet’, con el que busca cerrarle la boca a algunos críticos como Iman Sultán, quién la señala como poco honesta al construir su carrera mediante una supuesta apropiación cultural latina desde la adopción de su nombre artístico. Por lo pronto, Chemtrails Over the Country Club le dará a Del Rey los reflectores y el reconocimiento que siempre ha buscado y eso tiene mérito.

8/10 Maullidos en la escala MEOW

@remyboy.aa